ir aqui

miércoles, 15 de marzo de 2017

Más de 600 revistas Ilustradas. La última gran donación

Os presentamos una de las más extraordinarias donaciones del año. La realizada por José Domingo Lentisco Puche, historiador, director y alma de la revista Velezana. Desde nuestros inicios contamos con su amistad y colaboración. José Domingo ha aportado a los fondos de nuestro Museo Etnográfico una gran colección de revistas ilustradas y periódicos fechados entre 1890 a 1940. Son más de 600 ejemplares de revistas como el Blanco y Negro, Estampa, Crónica, Ahora, Lecturas, El Globo o el Imparcial, ABC y muchas otras



Destacan por su número cientos de ejemplares del Blanco y Negro. Revista semanal ilustrada fundada en 1891. En sus páginas podemos ver la evolución de la vida social y política de España, Sus portadas maravillosas fueron realizadas por los mejores ilustradores españoles. Fue el primer semanario en utilizar el color y el papel couche.
Gracias José Domingo por tu generosidad y por tu larga labor como divulgador de la cultura e historia de Almería. Todo un ejemplo






lunes, 6 de marzo de 2017

Un recogedor. un nuevo juguete donado a nuestros Museos


Juguetes espejos de la vida



Recogedor de madera. Juguete Donado por Reyes Moreno esta semana


Jugar  muchas veces es  representar  el mundo de los adultos. Los juguetes tradicionales, muestran a  escala reducida esta vida real. Las niñas juegan a ser madres y amas de casa. Los juguetes reproducen todas las faenas domesticas. 

Una pila de lavar que el albañil Guillermo García  de Terque elaboró con cemento para su hija. 




Una anafre de hojalata, realizado por un hojalatero con una lata  reutilizada de leche condensada La Lechera. 




Un cocio, para hacer la colada. Este es uno de los juguetes más antiguos del Museo y perteneció a la niña  de Terque Encarnación Sánchez Martín. Esta datado en 1875.




Cajitas de uva, que Manuel Villegas de Berja  hacia para sus hijos en su taller de carpintería de platos de uva.
Una carretilla de madera, para trasportar piedras. 
Manuel Rodríguez Rodríguez (Benahadux 1944)   cuidaba las cabras de su padre en la sierra de Benahadux, para distraerse hacía hondas de esparto con lo que lanzaba piedras.
Espadas de madera para jugar a las guerras.


Los niños debían aprender a ahorrar, las huchas fabricadas por los alfareros son otro juguete.  Un ejemplo, es  esta hucha, utilizada y rota,   procede de Alhabia con la inscripción  “Hucha de Yitica  ( Anita Sanchez Yebra)  con dinero de mama  ( Carolina Yebra Rittwagen) 5- V- 1959.”






martes, 28 de febrero de 2017

Una nueva donación: Un Grabado del Ángel de la Guarda





Con motivo de la donación de este antiguo grabado que representa al Ángel de la Guarda Rafael  Arcángel y el joven Tobias con el pez, recordamos a nuestros Ángeles de la Guarda   


Ángel de la Guarda / dulce compañía / no me desampares /  ni de noche ni de día /  no me dejes solo que me perdería.”Con estas palabras, me encomendaba mi madre al sueño cada noche.  Cada uno de nosotros teníamos asignado desde nuestro nacimiento  un Ángel de la Guarda, un Ángel Custodio, que  velaría nuestro sueño, que caminaría a nuestro lado,   que nos libraría de todos los peligros y de las asechanzas del Demonio.   Nuestras madres contaban  con esta inestimable ayuda para su tranquilidad.  Por si no fuera  bastante, allí estaban, en la pared, sobre nuestras camas,   aquellos cuadros con antiguas láminas, donde el  Ángel  extendía su protección a los niños. Cuando algún niño se salvaba de algún grave accidente o enfermedad,  se decía  que su  Ángel de la Guarda lo había salvado.
La existencia de los Ángeles,  seres inmateriales cercanos a la divinidad, no solo la encontramos en la tradición judeo cristiana,  sino también en otras filosofías y religiones como la de Zoroastro,  el budismo, hinduismo o el islam. En todos los casos, su papel es de intermediario entre el ser superior y los hombres. En  el cristianismo, esta función,  llevará a una devoción angelical y a un creciente culto, siendo muy atractiva su representación artística.

El Ángel Custodio del Paraíso,  del Antiguo Testamento, se  extenderá posteriormente en advocaciones como protector de lugares o ciudades – ej. El Ángel Custodio del Reino de Valencia.-  En la iconografía medieval, los ángeles custodios  serán representados junto a las almas de los justos que Dios acogerá en su gloría,  o guiando a los patriarcas y profetas – un ángel custodio detiene la mano de Abraham en el sacrificio de Isaac-.

El culto al Ángel de la Guarda surge en el siglo XV e inmediatamente  su iconografía se identificará con el  modelo de la representación del Arcangel  Rafael auxiliando al joven Tobías, un ángel que lleva de la mano a un niño. El pasaje bíblico dice “Sano ha partido nuestro hijo y sano volverá a nosotros, porque un ángel bueno le acompaña, le dará un viaje fácil y le devolverá sano.” En Florencia, los hijos de los comerciantes, al salir de viaje dejaban un exvoto con la imagen  de Rafael Arcángel  llevándoles de la mano.  Así comienza a convertirse en protector de los niños y viajeros adolescentes. Los jesuitas extenderán su devoción y fomentarán la creación de cofradías.

Con la excepción del Ángel de la Guarda, la iconografía de los ángeles es anónima, cosa que  no ocurre con los arcángeles.   El Ángel de la Guarda y el niño se representan por el camino de la vida.  En ocasiones, junto a un recién nacido, pues el Ángel de la Guarda era enviado a cada hombre desde el momento de su nacimiento, y  en otras ocasiones, junto a  un niño  o un adolescente.  El  Ángel   se representa como un joven o una joven con túnica y alas. Unas veces aparece tomando  de la mano al niño y, con la otra levantada,  le muestra el  cielo.   En otras muchas, se sitúa detrás del niño abriendo sus brazos para protegerlo de diversos peligros:  los niños se muestran  de manera despreocupada ante un precipicio , cruzando un  estrecho puente, e incluso ante la inminente llegada de un coche o un tren.  También  aparece velando el sueño de los niños ante su cuna. Así se ha reproducido profusamente en lienzos, laminas, tarjetas postales, estampas devocionales,  escapularios, medallas, esculturas. También se llevó  el tema a los  pliegos de cordel, en uno se decía  “Perezoso que estás en tu casa / el tiempo se pasa sin querer rezar, / ruega, ruega al Ángel de la Guarda / que de estos peligros nos puede apartar.  El Ángel de la Guarda es el patrón de la policía.



domingo, 12 de febrero de 2017

Por San Valentín... Cartas de Amor de 1835


Os mostramos las cartas de amor más antiguas que conservamos en  nuestro 
Museo de la Escritura Popular. 
Son de 1835 entre un joven de Alhabia y una joven de Terque









“Mi Querido Salvador

Te haces muy recomendable para mi con decirme en tus cartas, que solo quieres y exiges de mi formalidad y buen fé; y ya que por mi parte me interesa mas en ella quisiera que tu Padre hablara con el mío, para que nuestras relaciones estando autorizadas con su reciproco consentimiento y aprobación sean del todo legitimas y de corazón; espero que a si se haga, y sera una prueba nada equivoca del interés que se toma por nuestra común suerte.

A Dios. Tu querida Dolores Alonso”.


“Alhabia 24 de Marzo de 1835

Encantadora de mis sentidos, dulce y cariñosa Dolorcitas recibi la V. la que me llena mi corazon de sumo placer y enterada de ella digo lo siguiente.

Ydolo mio cuandichoso y feliz ya me contemplo a el considerarme tan favorecido, no lo atribuire a mi merito ni tampoco a mi atractivo corazon, os juro estar siempre agradecido y un bivo retrato de Vos misma en el yebar exculpido.

De lo tocante a lo que me decis que nuestras entrevistas fueron como el que mira a los rayos del sol le digo a V. como en los Pueblos son tan nobeleros y amigos de saber, yo que por ebitar no e querido ir a menudo y la mayor parte porque no e podido, pero para mi fue lo suficiente para que buestra imagen se grabase en mi corazon y nunca poderle orbitar por ningun motibo.

Recibe el corazon de vuestro a fino amante.
Salvador de Yebra”.


“Alhabia 1 de Abril de 1835

Mi querida Dolorcitas

Si yo hubiera de hablarte de lo satisfecho que esta mi corazon al ver que nuestro compromiso esta ya autorizado con el mutuo consentimiento de nuestros Padres, y hubiera de hablarte de lo grato que ha sido al mio, el que yo haya elegido una joven cuyo merito es superior a toda alabanza, digo que entonces nunca acabaría; pero te dire al menos que la noche que fuimos a felicitarte ibamos con el intento de estar muy poco tiempo, según lo exigia la politica, y no parece sino que hasta mi Padre no se cansaba de contemplarte, y así fue que abusamos de vuestras bondades deteniendonos mas tiempo del que prescribia la primera vista.

Dolorcitas, conozco que hemos faltado; quizá os seriamos molestos; pero atiende a que toda nuestra detencion era por tener el placer de verte, que acaso esta consideración sea bastante para disimular nuestra falta. Si, esa noche ha fixado mi corazon, en ella he jurado muchas veces no pertenecer a otra sino a ti, y desde ahora (lo juro por la existencia que me anima) seras para mi el unico objeto a que dedicaré todo mi cariño y mis afanes; conozco que no tengo meritos para inspirarte el puro amor que tu me inspiras; pero ya que no valgo lo que tu mereces ojala que a fuerza de quererte pueda yo hacerme digno de tus gracias y favores.

Dolorcitas, ahora no quiero molestar mas tu atención escribiendo demasiado.
ADios nunca me cansare de repetirte que de ti depende la dicha de tu invariable.

Salvador de Yebra”.


Cartas enviadas entre Dolores Alonso, de Terque, y Salvador Yebra, de Alhabia.



Abajo tarjeta postal de los años 1930



miércoles, 8 de febrero de 2017

Ya se puede leer el Boletín Museos de Terque nº 132

http://www.museodeterque.com/pdf/boletines/132.pdf




Podrás conocer los Andadores y Carretones Infantiles del Museo Etnográfico de Terque... y muchas cosas más. esperamos os guste.








viernes, 3 de febrero de 2017

Cementerio de Palabras

Os presentamos la nueva exposición que estamos preparando:

  Cementerio de Palabras 

Dedicadas a los viejos diccionarios y a las palabras que van quedando en desuso. 

Desde hoy estamos abiertos a  recibir vuestras palabras olvidadas. 




Design by: Remedios Fernández